Expedientes Marte: El factor humano, la última barrera a vencer para llegar al planeta rojo

Para una misión exitosa, el hombre debe alimentarse y dormir bien, evitar la radiación y soportar el aislamiento.

por Marcelo Bellucci – Diario Clarín – Compartir

Antes de que la humanidad sea capaz de traspasar la órbita terrestre para colonizar Marte, necesita resolver algunas incógnitas. A diferencia de otras épocas, cuando la limitación era técnica, hoy la principal restricción es biológica, ya que el cuerpo humano no está preparado para soportar un viaje de semejantes condiciones.

Relacionada

Antes de que la humanidad sea capaz de traspasar la órbita terrestre para colonizar Marte, necesita resolver algunas incógnitas. A diferencia de otras épocas, cuando la limitación era técnica, hoy la principal restricción es biológica, ya que el cuerpo humano no está preparado para soportar un viaje de semejantes condiciones.

En un taller internacional sobre Fisiología en el espacio, organizado por el Departamento de Docencia e Investigación de la Facultad de Ciencias Médicas de la UCA/Conicet, un grupo de científicos analizó los principales impedimentos. Los cinco puntos destacados son: el sueño en gravedad cero, los riesgos de la radiación, el aislamiento y confinamiento, el traje espacial y la alimentación.

El mal dormir de los astronautas.

En el espacio, la fatiga producto del mal dormir es una de las primeras alteraciones.

Entre los puntos a resolver está la cabina, que no está adecuada para un ritmo luz/oscuridad de 24 horas como demanda nuestra especie. “Esto provoca irritación, déficit emocional.

Las píldoras para dormir son la medicación más utilizada en los vuelos espaciales”, indica Daniel Cardinali, fisiólogo del sueño UCA-Conicet.

El día solar marciano es el período entre dos pasos consecutivos del Sol por un meridiano de Marte, y dura 24 horas 39 minutos 35,244 segundos.

Es un 3% más largo que el día solar terrestre; un día marciano equivale a 1,029 día terrestre. “Cada día se desfasa 3/4 de hora. A los 15 días la noche de Marte es inversa a la de La Tierra y en 15 ó 20 días se vuelven a sincronizar.

Este es un trastorno del sueño llamado Ritmo diferente de 24 horas, que lo padecen los ciegos absolutos, que no ven la luz. ¿Qué es lo que expresan esos ciegos? un hecho muy particular de nuestro ritmo circadiano: que nuestro reloj biológico funciona con retraso.

Es como si nuestra especie estuviera diseñada para Marte y hubiera tenido que adaptarse a la Tierra, cuyo día es de exactamente 24 horas” concluye Cardinali.

Solos y tristes.

Daniel Vigo, de la UCA/Conicet y uno de los participantes argentinos del proyecto Mars500 (la experiencia que vivió un grupo de hombres aislados en Rusia como si fuera Marte), habló sobre los efectos del confinamiento y el aislamiento que se analizaron durante ese trabajo.

Comentó que en Mars 500 no se evidenciaron problemas físicos, biológicos y sociales debido a esos dos factores. “La siguiente etapa sería repetir el experimento en el espacio, ya que la falta de gravedad es otro imponderable que no se puede controlar.

El sistema nervioso autónomo, que se ocupa de regular las funciones de nuestro organismo que no dependen de nuestra voluntad, es una de las funciones fisiológicas que pueden verse afectadas por un encierro tan prologado”.

Un traje a medida.

Pablo de León es otro de los argentinos que trabaja en la NASA. Actualmente está a cargo del proyecto “Integrated Strategies for the Human Exploration of the Moon and Mars” que incluye el desarrollo de una base inflable para uso en superficies planetarias, un vehículo de ruedas presurizado y trajes espaciales.

“El Marte NDX-1 (North Dakota eXperimental-1) es un prototipo de traje que opera como una nave espacial en miniatura: reproduce los mismos mecanismos y se le añade la movilidad mediante los segmentos de Dacrón, las bandas negras que cubre sus partes.

Está preparado para un control de polvo, nivelar el peso de la gravedad y controlar el torso.

El NDX-1 provee unas 8 horas de autonomía con 30 minutos de tiempo adicional en modo emergencia.

El traje debe permitir ser inspeccionado y reparado en el espacio o en la superficie marciana. Hay que llevar repuestos de todos los sistemas, ya que en caso de inconvenientes todo debe solucionarse allí mismo”.

Propagación energética.

Vicente Ciancio, director científico del Instituto de Medicina Aeronáutica-SMQ, contó que “uno de los temas por los que no se decide un viaje a Marte es por la radiación a la que están expuestos los tripulantes.

Se estima que un 40% de quienes regresen van a contraer cáncer”. Para evitarlo, se prueban naves con materiales de mayor aislamiento.

Los trajes espaciales no protegen de radiación al astronauta.

En este momento, en el proyecto que estamos desarrollando para la NASA, pensamos cubrir el hábitat lunar/marciano con regolito (capa de materiales no consolidados, que incluyen fragmentos de roca, granos minerales, polvo) el cual será embolsado por un robot y colocado sobre el hábitat.

Con un metro de regolito sobre la base los astronautas quedan protegidos de la radiación”, concluye de León.

El placer de la comida.

El organismo humano está diseñado para operar en condiciones de gravedad terrestre. Al entrar en ingravidez, el organismo también necesita una adaptación.

El Centro Espacial Comercial de Tecnología de Alimentos (NASA FTCSC) está trabajando en la provisión de alimentos dependiente mayormente de la producción de vegetales regenerables y un sistema de procesamiento de alimentos operables en microgravedad.

Compartir – Marcelo Bellucci – Diario Clarín – Expedientes Marte – 18/12/12

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s